FIN DE TRAYECTO

Fin de trayecto

FIN DE TRAYECTO

 

Las olas son trazos ondulantes, mandalas infinitos que se expanden por un inmenso azul, líneas infinitas cubiertas por cúmulos de un blanco resplandeciente, el sol a está altura se antoja el el rey de reyes, desde aquí se aprecia el poder que ejerce sobre esta esfera rodante, sobre estas aguas, donde yo, ya no puedo verme, ni si quiera imaginarme, no era mas que un punto entre esas líneas, cuando menos de dos semana atrás navegaba sobre ellas, con ellas, para ellas.

 

En breve mi vuelo aterrizará en Barcelona, de nuevo una vida nueva da comienzo, como si muriese una parte para dejar nacer a otra, la reencarnación en vida, la no permanencia se apodera de todo, ya que todo muta eternamente, al pisar tierra culminaré otro punto mas en este largo viaje que transita desde que abrimos los ojos hasta que los volvemos a cerrar.

 

Me parece una eternidad el tiempo que ha pasado desde la llegada a México, me impresiona el sentir ese “ya está”, ya paso, ya no volverá, ahora a otra cosa. Esa sensación además de conferirme un vértigo considerable me confirma lo que llevo, llevamos, llevan, hablando desde siempre, es ahora, lo otro no existe. No dudo que nuestras vivencias nos van esculpiendo la personalidad, van agarradas de la mano de nuestro destino como padre e hijo, pero una vez pasadas ya solo son recuerdo, bellas imágenes y sentimientos que de vez en cuando te erizarán la piel, aunque jamás vayas a volver a sentir lo mismo que ese día, en ese lugar, en ese momento.

 

Hay una película que no me resisto a verla cada año cuando tengo ocasión, Origen, en ella se habla de los sueños, de la no diferencia entre un sueño y le realidad, de la delgada línea, si es que existe, que hay entre los dos mundos. Me fascina ese tema, como la mente puede viajar a donde se le antoje, sin moverse del lugar llega a cualquier parte, es mas, mucho mas, llega a lugares que jamás existieron, crea personajes, paisajes, sensaciones, pensamientos y un largo etcétera de elementos que hacen posible que sea tan real como la realidad, que por cierto, no tenemos idea de lo que es. Creo que a eso que llamamos realidad es como un compendio de seguridad para no volvernos locos, para no caer en una especie de agujero de Alicia en el país de la maravillas. Total que esa película acaba en un avión y en este momento me siento un poco como sus personajes, despertando de un sueño, aterrizando de nuevo en otra realidad, una realidad por cierto, que tengo muchas ganas de vivir.

 

Ahora creo comprender mejor de lo valioso de los textos que he escrito durante este tiempo, ya que sin ellos dudo mucho que pudiese reflejar en palabras, en canciones, lo que han sido estos meses, el tremendo abrazo del olvido empieza a estrechar mis hombros y han pasado apenas días. No creo que las imágenes por si solas tengan la fuerza para recordarme la experiencia, creo que las palabras tiene mas poderío en este caso, espero que ambas puedan al menos hacer un dibujo interesante de lo que ha sido esta maravilla de experiencia, que pueda reflejar destellos de esa emoción, de esas lagrimas, carcajadas, miedos, ilusiones, sorpresas… haré lo posible por no perder la esencia de este viaje, de no perder lo aprendido, o mas bien seguir indagando este nuevo camino que me lleva al intento de comprender un poco mas los entresijos de esto llamado vida, empezando por la mía.

 

Ahora si, el avión está por aterrizar y ya no creo que deba seguir escribiendo en tierra lo que ha sido todo esto. Gracias Juan, Fer, Axel, Neken, por acompañarme físicamente en este viaje, unos mas tiempo que otros, pero todos estábamos allí cuando empezó. Y gracias en general, tengo algunos nombres frescos en la cabeza de personas que han estado siempre allí, en primera linea, pero seguro me dejaría alguno y eso no me lo perdonaría. Os quiero mucho.

 

Ayer empezó la primavera, buen día para llegar, hola Barcelona, hola amigos, hola música, hola Neken, hola a todos, se vienen buenos meses, lo intuyo.

 

Hasta pronto, esto no es mas que el inicio de otra cosa, que por bien seguro dará paso a otra mas.